Guía+Opiniones de las sillas de rodillas

¿Te han dicho que las sillas de rodillas son las más ergonomicas? ¿Las has visto y no te ha convencido su forma? No tienes ni idea de si realmente son buenas o te están vendiendo la moto🤔 En este artículo explico los puntos clave para saber si eres la persona idónea para usar estas sillas o no, porque no todos las personas necesitan una silla de rodillas y aquí sabrás porqué.

1. Cómo es una silla de rodillas. Breve explicación.

Una silla de rodillas es basicamente una silla en la que reposas el peso del pompis y las rodillas a diferencia de las sillas convencionales, en las cuales el peso recae en el pompis y la espalda. ¿Cuál es la diferencia de reposar las rodillas y no la espalda? Gracias al diseño de estas sillas la espalda y el abdomen se mantienen activos y no tiendes a arquear la espalda. Evitas, así, las malas posturas de la columna. Corregir este problema es lo que las hace tan deseadas por muchas personas con dolores de espalda pero no todo en su diseño es la alegría de la huerta. En los siguientes apartados voy explicando sus posibles inconvenientes.

2. ¿Qué sillas de rodillas hay? Las baratas vs las caras

Resumiendo mucho, hay dos tipos de sillas apoyarodillas populares en el mercado: las sencillas que rondan los 100 € aprox (las más vendidas) y las sillas más ergonómicas de 300 a 500 € aprox.

Las sillas sencillas son asequibles de precio, muy manejables, se guardan cómodamente, ocupan poco espacio y los mecanismo de ajustes de altura son bastante simples y fáciles de ajustar. Sin embargo, no son tolerantes al movimiento y te cansas más cuando llevas 5 horas sentado ¿Y qué quiero decir con que no son tolerantes al movimiento? las sillas caras sí tienen una estructura flexible que te permite menear ligeramente las piernas y las caderas mientras estás sentado. Puede parecer una tontería pero es realmente útil cuando son tus piernas las que reciben el peso del cuerpo mientras estás en la silla apoyado. Esta libertad de movimiento junto con una mejor calidad de asiento y un respaldo (para apoyos ocasionales) son la suma de una ergonomía buena para pasar 8 horas diarias que es lo que ofrecen la sillas más caras.

3. ¿Las sillas de rodillas son mejores que las sillas de oficina?

Por qué comprarse una silla de rodillas antes que una de oficina. Muchos de sus compradores lo hacen, mayormente, para evitar dolores de espalda, no agravar la escoliosis, destensar las lumbares, las cervicales, etc. Procedo a explicar las diferencias con más detalle:

Postura
La silla de rodillas te mantiene en posición recta, quieras o no, gracias a la ángulación de tu cuerpo al sentarte, como ya he mencionado en el apartado Cuáles son sus beneficios. Si quieres encorvarte, puedes, pero rápidamente querrás colocarte erguido porque así estás más cómodo, mientras que en las de oficina tiendes a arquear la espalda hacia adelante de forma natural.

Estructura
Su forma es muy simple y apenas tienes que regular piezas: 1 ~ 2 piezas a diferencia de 4 ~ 8 piezas que regulas en las de oficina. Además son tan pequeñas que las puedes colocar debajo del escritorio, o incluso encima, como ocurre con la silla Varier.

La silla Varier se acopla encima del escritorio gracias a su diseño arqueado.

Diseño
En cuanto a estética, hay muchos modelos con la base de madera y quedan super elegantes si tu casa tiene una decoración orgánica o hipster.

Muchos modelos tienen una base tipo madera

Algunas personas que apuestan por la mejor ergonomía dudan entre las sillas de rodillas y las sillas buenas de oficina. El factor más influyente en decidir si comprar una de rodillas y no una de oficina está en no querer viciar la columna vertebral con posturas dañinas.

Si tienes una espalda sensible y propensa a sufrir dolores, las sillas de rodillas te ofrecen más ergonomía de espalda a precios más baratos que las sillas de oficina, e insisto en que ofrecen más ergonomía para la espalda y no tanto para el cuerpo en general. Están especializadas en resolver las posturas vagas de estar sentado. Pero gracias o por desgracia, te mantienen tan erguido que no todas las personas aguantan tanto tiempo en la misma postura, ya que no tienes libertad para adoptar otra postura por eso algunos usuarios deciden tener ambas sillas, una de rodillas para no viciar la espalda y otra de oficina para liberar un poco las piernas. Y aunque tengan dos sillas, no se preocupan por el tamaño porque las sillas de rodillas apenas ocupan espacio.

4. Cómo regular una silla de rodillas

La altura del asiento es lo que principalmente se regula en este tipo de sillas. Hay varios sistemas pero los más frecuentes son:

Regulación con sistema a rosca

De rosca
Este sistema es algo más arcaico que otros para ajustarlo, ya que tienes que darle varias vueltas a la rosca hasta conseguir la altura, pero algunos usuarios lo prefieren antes que el sistema de puntos, ya que puedes hacer un ajuste más preciso a tu gusto.

Este modelo tiene 3 puntos de ajuste de altura

De puntos
Es más rápido de ajustar que el de rosca pero al no ser de ajuste contínuo los puntos de altura solo son los establecidos por el modelo.

cilindro de gas de sillas rodillas
Regulación con cilindro de gas

Cilindro de gas
El sistema a gas es el más cómodo de regular porque no tienes que salirte de la silla para regularla. Sin embargo, en modelos más básicos corres el riesgo de que pierda gas y tengas que cambiar la pieza.

Silla que permite balanceo. Da más libertad de movimiento que otros modelos.

Con balancín
Hay modelos donde no necesitas regular nada. El diseño está pensado para adaptarse a varias estaturas. Y sientes una postura más libre gracias a su mecanismo de balanceo.

5. Qué beneficios tiene usar estas sillas

La principal ventaja está en que mantienes la espalda erguida de forma natural sin ejercer esfuerzo alguno ¿Por qué ocurre esto? Cuando te sientas en una silla de rodillas el arco lumbar conserva su postura natural porque el ángulo que hay entre tus muslos y el torso es más amplio de 90 grados. Esto hace que tengas una postura más activa porque estás más cerca a estar de pie. Si te sientas en una silla normal, el ángulo es de 90º y el arco de tu lumbar tiende a estar vago y de forma natural se encorva hacia adelante. Cuanto más cierras el ángulo más va a querer tu cuerpo encorvarse.

En este video explican de forma muy visual por qué la espalda se encorva en una silla estándar y por qué se queda recta en una silla de rodillas.

6. Cómo sentarse en una silla de rodillas

Antes de graduar la silla, siéntate primero y fíjate si tus rodillas tocan o no el cojín reposarodillas. Si no lo tocan, baja el asiento hasta que tus espinillas presionen el cojín. La punta de las rodillas no deben hacer presión sobre el cojín, solo las espinillas.

Las rodillas deben estar despejadas y las espinillas totalmente acopladas al acolchado

Asegúrate que las espinillas queden completamente apoyadas. Si no es así, el peso no se repartirá uniformemente por las mismas y sentirás una presión puntual mayor. Para evitarlo, regula el ángulo del asiento pronuncinando la inclinación.

El ángulo del asiento debe permitir que el torso quede un poco por delante de las caderas, dejando la curvatura natural del arco lumbar.

Se adopta una ligera y correcta curvatura lumbar al sentarse

No es recomendable sentarse muy al borde del asiento porque la silla puede inclinarse y acabes desplomándote hacia atrás.

7. Cuántas horas es recomendable sentarse

Si quieres usar una de estas sillas para estar 8 horas sentado, no te recomiendo comprar modelos básicos ya que terminas engarrotado de no poder mover las piernas y cansas la espalda. Aunque son buenas para la ergonomía de la columna, mantienes una postura siempre activa y si tienes una espalda débil es mejor combinarla con un respaldo. La silla Varier con respaldo [ver producto] es una buena opción de compra para estos casos.

Si comprar una Varier no está en tu presupuesto existe la alternativa de combinar tu silla de oficina con un modelo de rodillas más sencillo para no sobrecargar el lumbar y tener un poco más de libertad en las piernas. Si optas por sillas de rodillas más simples, te informo que no están pensadas para sentarse más de 4 horas aprox. Añado que si tienes sensibilidad en el coxis, hay modelos diseñados con un bocado en la zona de apoyo para un mejor comfort.

Modelo de acolchado pensado para coxis delicados

8. Cuáles son las opiniones de los usuarios que las usan

La mayoría de los usuarios están satisfechos con estas sillas, eso sí, muchos de sus compradores tienen algo en común y es el querer aliviar sus dolores de espalda. Si no es tu caso y compras una de estas sillas, lo mismo te llevas una decepción porque no son sillas en las que te sientas y estás tan ricamente sentado.

Algunos no las ven apropiadas para personas muy pesadas porque sienten un fuerte cargamiento en las piernas, y tampoco las recomiendan para niños de 120 cm porque ven que sus espinillas no quedan uniformemente apoyadas.

Para muchas personas ha requerido un proceso de varias semanas de adaptación estar cómodamente sentadas en las sillas de rodillas y aun así cada cierto tiempo estando sentadas de forma contínua sienten cierta molestía en las rodillas porque es la zona donde más cae el peso del cuerpo, pero prefieren estas molestias a sufrir dolor de espalda que gracias al diseño de estas sillas no lo sufren. Al final muchas personas se acostumbran a estar sentado así y para ellos es una gran mejora en su espalda.

Una respuesta a «Guía+Opiniones de las sillas de rodillas»

Buenas noches, mi nombre es Janeth y estoy buscando una silla de este tipo. Trabajo en diseño y paso la mayor parte del tiempo en una silla de oficina, la molestia en la espalda y el cuello me han devuelto a pensar que este modelo puede, en gran medida aliviar mi malestar, porque ya antes tuve la experiencia en usarla y si sé que cumplen con los beneficios que menciona, sin emabargo, en mi país no me ha sido posible encontrar un vendedor. Agradecería información para contactar un distribuidor ya que los que encontré en Amazon, dicen «No disponible»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.